El ojo humano es una de las partes del cuerpo más importantes. Ven el mundo en una ultra alta definición. Son las “ventanas al alma”. Son más de lo que tienes enfrente de tus… bueno… ojos. Los humanos confían poderosamente en la vista, ¿pero sabes en verdad que es lo que pasa en tus cavidades orbitarias?



1. El ojo siempre está haciendo “micro sacadas”, o sacudidos leves, para asegurarte de que las imágenes no se desvanezcan de tu visión.


2. La persona promedio parpadea unas 17 veces por minuto.


3. El ojo humano básicamente nunca cambia de tamaño. Sin embargo, cuando naces, solo puedes ver a 38 centímetros de distancia.


4. El ojo humano en verdad puede percibir las imágenes dadas vuelta. Es el cerebro el que da vuelta la imagen.


5. Las imágenes llegan al cerebro por cada ojo, con sólo la mitad de la imagen. También se distorsiona.


6. Tus lágrimas tienen diferentes compuestos en base a: lágrimas, risa o irritación.


7. El ojo humano no puede percibir el color rojo. El cerebro en realidad tiene que combinar los verdes y amarillos inherentes para crear el rojo que “vemos”.


8. Si tenes ojos azules, compartes un ancestro en común con todas las demás personas de ojos azules en el mundo.



9. Si tenes ojos marrones, tenes el color de la vieja escuela original. Los ojos azules no aparecieron sino hasta hace unos 6,000 años.


10. La visión periférica en realidad es en blanco y negro, e increíblemente borrosa. El cerebro es el que completa los detalles.


11. Si tuviste visión antes de quedarte ciego, aún soñarás con imágenes.


12. Tener una visión de 20/20 no significa que tengas una gran vista. Significa que puedes ver a 6 metros enfrente tuyo al igual que la persona promedio.


13. Si eres corto de vista, tus globos oculares son más grandes que lo normal. Si tienes una vista mas bien lejana, son más pequeños que el promedio.


14. Tus lágrimas tienen una composición distinta en base a que si algo te irrita el ojo, lloras o bostezas.